viernes, 13 de marzo de 2015

Pinceladas de mi ciudad…




Por MsC. Luis Alberto Castellanos Peña. Abogado Independiente y Director Ejecutivo del CEEDPA.
Teléfono móvil: 53842015
Cuenta en Twitter: CEEDPAOficial

Recientemente el periódico Sierra Maestra publicó en unos de sus artículos unos de los temas de mayor impacto social que tiene lugar en esta provincia y en el país en sentido general, pues ya resulta normal que se incremente el número de personas necesitadas que se lanzan a las calles como única opción de encontrar respuesta a las diversas necesidades de todo tipo.

Y es que resulta llamativo el número de personas con pésimos problemas económicos y sociales, no resulta fortuito el diseño de programas de corte social y económico desarrollado en la provincia a los efectos de contrarrestar y mejorar las condiciones de vida y posibilidades de desarrollo de estudiantes con vulnerabilidades de tipo familiar o económico y personas con conducta vagabunda, según el Director Provincial de educación en la provincia existen más de 1000 niños y adolescentes identificados como familias disfuncionales, de muy bajos ingresos, hijos de padres reclusos o tutores incapacitados para cuidarlos.[1] 
Paralelamente se aplica el plan de medidas para brindar ayuda a personas con conducta deambulante en las calles con discapacidad, dependencia alcohólica o enfermedades mentales.

Considero que dicha estrategia aún resulta insuficiente y poco efectiva, pues resulta  común ver en las principales arterias de la ciudad y también en zonas apartadas a muchas de estas personas con pésima situación económica y social que entorpecen el normal comportamiento urbano y de la comunidad e inciden negativamente en el entorno de la ciudad.

Según la misma fuente se reconocen como problemas que atentan contra el mejor desarrollo de estos programas la inestabilidad relacionada con el aseguramiento del transporte para el traslado de estos casos hacia las instituciones encargadas del tratamiento médico y social; la insuficiente entrega de recursos y artículos ( cama, colchones, efectos electrodomésticos y muebles), así como la morosidad injustificable del gobierno en la ejecución de viviendas destinadas para personas que viven en condiciones infrahumanas.
 
Cabe preguntarse si en verdad se le da la necesaria prioridad que merece a estos casos, pues resulta en realidad injustificable que se den estas situaciones y que el aparato estatal se vea impedido a dar una mejor respuesta por no contar con los recursos necesarios para este fin, al parecer aún no se tiene conciencia de la importancia y consecuencias que se derivan de la inadecuada atención a estos casos.



[1]Promueven atención a personas socialmente vulnerables”  Periódico Sierra Maestra de fecha Sábado 15 de noviembre de 2014. Santiago de Cuba. Cuba.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada