lunes, 7 de enero de 2013

Escribiendo de prisa




Hoy escribo de prisa, febrilmente, pues no sé si estas líneas llegaran a ustedes y sólo me quedan unos quince minutos para terminar. Hace muchos días que no puedo conectarme, por cosas que ya ustedes conocen, y no pude decir nada sobre lo que ocurre en la vieja y nueva habana. No pude hablar sobre tantas cosas que ocurrieron y ocurren en mi Santiago de Cuba. Sigue siendo el Internet el asunto más difícil e inaccesible para un bloguero, pero a esta realidad parece que tendré que acostumbrarme.
Así que nada, aquí va este mi primer post del 2013, y les cuento que el 31 de diciembre me lo pasé muy lejos de mi familia, pude saludar a mi madre sólo por teléfono, nada de abrazos, ni una lágrima que ver en la otra mejilla. Cuando el reloj llegó a las 12: 00 am y ya supe del año nuevo por fuegos artificiales, me vino a la mente escribir algo para los que me siguen, pedir para todos mucha prosperidad y que cada quien encuentre el amor de sus vidas.
No voy a hacer balances inútiles, el torbellino en el que vivo no me permite esa petulancia. Continuaré con mi único objetivo de llevarles a ustedes cada momento de mi vida y cada cosa que ocurre con los que luchan por un cambio que sea real para todos.

Sigue a Ernesto Vera en a través de su cuenta en Twitter: @ErnestoVeraRod






No hay comentarios:

Publicar un comentario